miércoles, 6 de enero de 2010

Órganos más afectados por el tabaco:

A esta cuestión, la gente responde que "los pulmones", pues bien, realmente fijémonos a la cantidad de órganos y partes de nuestro cuerpo a los que el tabaco nos puede atacar:

Sistema nervioso: La nicotina excita el sistema nervioso y si se consume en altas dosis , puede llegar a ser muy perjudicial.

La vista: Las sustancias dependientes al fumar un cigarrillo pueden alterar la visión .

La traquea: El hollín y el alquitrán contenido en el humo del tabaco altera la membranas mucosa y produce afección crónica de la misma.

Lo pulmones :un excesivo consumo de tabaco aumenta el riesgo de cáncer de pulmón y altera el normal intercambio gaseoso.

Circulación sanguínea: El humo del tabaco contiene sustancias que originan la contracción de las paredes de los vasos sanguíneos, sobre todo de la arteria coronaria del corazón.

Hígado:El hígado es un órgano encargado de eliminar los productos tóxicos del organismo, por lo que un aumento de los mismos puede alterar a la larga las células hepáticas.

Estomago: El tabaco es también origen de diversas afecciones gástricas.

Riñones: El tabaco puede afectar a la expulsión de la orina. Intestino. El fumar tiene un efecto laxante.

Apetito sexual: El tabaco reduce, cuando el consumo es alto, el apetito sexual.

Estas han sido "sólo" algunos de los posibles efectos nocivos del tabaco.

2 comentarios: